AEE: La cosa habla por sí misma

foto tomada de envivopr.com

De todas las palabras en latín que utilizan los abogados la frase res ipsa loquitur (la cosa habla por si misma o por sí sola) es una de las mas útiles.

En esencia es una regla de evidencia que establece una presunción refutable de negligencia cuando una cosa que causa un accidente o daño a un tercero se encontraba bajo el control exclusivo del demandado.

El caso clásico del common law se refiere a un barril de cerveza que cae por una ventana del segundo piso de un almacén y causa daños a una persona que caminaba por la calle. En ese caso el tribunal determinó que no había que probar el elemento de negligencia ya que los barriles de cerveza no se mueven por sí solos. Alguien tuvo que haber sido negligente para que ese barril cayera por la ventana. Res ipsa loquitur.

Esta breve lección de derecho nos sirve de introducción al tema de hoy. La Autoridad de Energía Eléctrica ha publicado en el día de hoy un “Aviso a Nuestros Suscriptores” donde se nos informa que la Cláusula de Ajuste que aplica a nuestras facturas será modificada “temporeramente”[sic].

La nueva cláusula de ajuste es sumamente complicada y será efectiva a partir de la publicación de la misma por un periodo de 90 días. O sea, que entra en vigor hoy y estará en efecto solo hasta el 16 de enero de 2013. También incluye el uso de una “Cantidad Estabilizadora” que se utilizará para “estabilizar” la factura de los clientes residenciales que no reciben subsidios. No se establece de dónde saldrán los fondos para financiar esa “estabilización”.

Dejo a cada lector llegar a sus propias conclusiones. En mi opinión, no hay que decir mucho más. Res ipsa loquitur.

Sergio M. Marxuach es Director de Política Publica del Centro para la Nueva Economía.
Fecha: 18 de octubre de 2012