Living with Risk Daily Briefing – 27 de abril

Publicado el 27 de abril de 2020 / Read in English

Centro para una Nueva Econom铆a

Editado por
Sergio M. Marxuach

COMPARTA

Cinco cosas que debes saber hoy

1) La complejidad de vivir bajo riesgo聽

An谩lisis por Deepak Lamba-Nieves, PhD, director de Investigaci贸n

En estos tiempos pand茅micos, resulta necesario precisar c贸mo la gente puede manejar el riesgo al que se enfrenta y c贸mo su posici贸n socioecon贸mica define su exposici贸n. Por ejemplo, la persona que vive el encierro al lado de su agresor y no tiene a d贸nde m谩s ir, no vive esta pandemia de igual forma que el rico y privilegiado que se puede trasladar a su casa de playa.

En esta columna para El Nuevo D铆a, elaboro un poco m谩s la idea de 鈥淰ivir bajo riesgo鈥, un enfoque que nos ha servido para encontrarle sentido a la avalancha de infortunios que nos han azotado por los pasados a帽os.

Lee la columna de Deepak

2) Mientras m谩s aprendemos del virus…

…m谩s nos damos cuenta de lo poco que sabemos. Los pacientes con COVID-19 se han presentado en hospitales con una variedad desconcertante de s铆ntomas. El Washington Post inform贸 recientemente sobre varios pacientes relativamente j贸venes, de entre 30 y 50 a帽os, que dieron positivo para COVID-19 y se presentaron en los hospitales con lo que los neur贸logos llaman “oclusiones vasculares grandes”, esencialmente co谩gulos sangu铆neos grandes en el cerebro que causaron derrames cerebrales en pacientes sin antecedentes conocidos o predisposici贸n a esa condici贸n.

El Post entrevist贸 al doctor Thomas Oxley, un neur贸logo intervencionista del Hospital Mount Sinai Beth Israel en Manhattan. Seg煤n Oxley, cuando “comenz贸 el procedimiento para eliminar el co谩gulo, observ贸 algo que nunca hab铆a visto antes. En los monitores, el cerebro generalmente aparece como una mara帽a de garabatos negros, 鈥榗omo una lata de espagueti鈥, dijo, que ofrecen un mapa de vasos sangu铆neos. Un co谩gulo aparece como una mancha en blanco. Cuando utiliz贸 un dispositivo con forma de aguja fina para extraer el co谩gulo, vio que se formaban nuevos co谩gulos en tiempo real a su alrededor. 鈥楨sto es una locura鈥, recuerda haberle dicho a su jefe”. Lo que demuestra que nos enfrentamos a un enemigo insidioso e inteligente y que todav铆a tenemos mucho que aprender para derrotarlo.

3) Corea del Sur muestra un camino hacia la “nueva normalidad”

Corea del Sur le est谩 ense帽ando al mundo c贸mo puede verse la “nueva normalidad” despu茅s de la pandemia de COVID-19. Seg煤n una rese帽a escrita por Mary Hui para Quartz, Corea del Sur muestra que el distanciamiento social est谩 aqu铆 para quedarse, incluso cuando la tasa de infecci贸n disminuye. Debemos recordar que Corea del Sur “ha tenido un desempe帽o notablemente bueno en el control de la enfermedad y en el aplanamiento de la curva mediante una combinaci贸n de pruebas generalizadas, rastreo agresivo de contactos, restricciones de viaje y medidas de cuarentena y distanciamiento social”.

Como parte de su movimiento hacia la “nueva normalidad”, el gobierno ha emitido un nuevo conjunto de pautas que “establece instrucciones sobre c贸mo las personas pueden reanudar cierto grado de actividad econ贸mica y social mientras minimizan el riesgo de una segunda ola de infecciones. Las pautas cubren casi todos los aspectos de la vida diaria que uno pueda pensar: comidas en restaurantes, reuniones de negocios, visitas a la biblioteca, viajes de compras, salidas al teatro, incluso visitas a lugares de vida nocturna”. Las pautas no son legalmente vinculantes, por lo que ser谩 interesante analizar y estudiar c贸mo reacciona el p煤blico surcoreano, si las personas cumplen con las pautas y si son efectivas para prevenir un segundo brote del virus.

4) El gobierno federal y compa帽铆as privadas est谩n trabajando en aplicaciones de rastreo

Ante la falta de recursos para realizar el rastreo de contactos utilizando m茅todos tradicionales, esencialmente entrevistando a personas que han sido infectadas con una enfermedad para identificar con qui茅n han estado en contacto, el gobierno federal y las empresas privadas est谩n recurriendo a la vigilancia electr贸nica a trav茅s de aplicaciones de tel茅fonos inteligentes. Seg煤n el Daily Beast, el gobierno federal aparentemente contrat贸 a la compa帽铆a de an谩lisis de datos (data mining) Palantir “creada por el inversionista Peter Thiel, mejor conocido por su trabajo con las agencias de inteligencia, militares y policiales de todo el mundo. Ahora, la compa帽铆a tiene un contrato con el Departamento de Salud y Servicios Humanos para ayudar al gobierno federal a crear una nueva plataforma de datos llamada HHS Protect Now.鈥 A煤n no est谩 claro qu茅 tipo de datos recopilar谩 Palantir, ni qu茅 planifican la compa帽铆a y el gobierno hacer con ellos.

Para no quedarse atr谩s, el sector privado tambi茅n est谩 desarrollando sus propias aplicaciones de rastreo para hacer un seguimiento de sus trabajadores y con qui茅n han interactuado. Seg煤n el Financial Times, “las compa帽铆as, incluida PwC, la consultora global, est谩n compitiendo para construir herramientas de vigilancia que monitoreen la propagaci贸n del coronavirus dentro de las oficinas y lugares de trabajo”. Si bien hay varias empresas que desarrollan este tipo de aplicaciones que funcionar铆an de manera voluntaria PwC dijo que “las empresas podr铆an hacer que su herramienta sea obligatoria”.

” 鈥楻ealmente necesitamos que la mayor铆a de las personas hagan esto鈥, dijo Rob Mesirow, quien dirige la pr谩ctica de soluciones conectadas de PwC. Las empresas de EE. UU. tendr谩n que [decirles a los empleados]: 鈥榮i van a regresar al 谩mbito laboral, necesitan esta aplicaci贸n en su tel茅fono’.鈥 Pensamos que este ser谩 un tema muy pol茅mico, por decirlo delicadamente, ya que plantea cuestiones 茅ticas, pol铆ticas y legales escabrosas en el lugar de trabajo.

5) Mitch McConnell a los estados: Decl谩rense en bancarrota

Los Dem贸cratas y Republicanos del Congreso parecen estar dividi茅ndose m谩s sobre el tema de asignar dinero para ayudar a los estados que han perdido miles de millones en ingresos a la vez que aumentan el gasto en respuesta a la pandemia de COVID-19. Seg煤n The Hill, “el gobernador de Maryland Larry Hogan (R) y el gobernador de Nueva York Andrew Cuomo (D), presidente y vicepresidente de la Asociaci贸n Nacional de Gobernadores, est谩n pidiendo $500 mil millones adicionales 鈥榚n ayuda federal directa que permita reemplazar los ingresos perdidos鈥 鈥. El senador McConnell a煤n no est谩 convencido, diciendo: “Necesitamos presionar el bot贸n de pausa aqu铆 y recordar que la 煤nica forma definitiva de salir de este dilema es que la econom铆a comience a abrirse lentamente”. Mientras tanto, la presidenta de la C谩mara de Representantes, Nancy Pelosi, y el l铆der de la minor铆a del Senado, Charles Schumer, est谩n optimistas de que eventualmente se llegar谩 a un acuerdo.

Si bien hay mucha politiquer铆a en este momento, para nosotros est谩 claro que muchos estados, tanto azules como rojos, necesitan desesperadamente ayuda federal. La mayor铆a de las constituciones estatales los obligan a balancear sus presupuestos, lo que podr铆a conducir a aumentos masivos en impuestos, recortes presupuestarios significativos, o ambos, en un momento en que la econom铆a est谩 esencialmente en una depresi贸n. Adem谩s, la bancarrota no es un remedio tan eficiente como parece creer el senador McConnell. Como bien sabemos en Puerto Rico, decidir qu茅 deudas se pagan, en qu茅 orden y qu茅 cantidades podr铆a ser un proceso prolongado, contencioso y costoso.

Cita del d铆a

The mind is its own place, and in itself
Can make a heaven of hell, a hell of heaven.

鈥擩ohn Milton

Hasta aqu铆 el compendio de hoy.
隆Mant茅nganse seguros y bien informados!