Weekly Review – 25 junio 2020

Publicado el 25 de junio de 2020 / Read in English

Ver todas las ediciones del
Weekly Review
COMPARTA

Estimados lectores:

Esta semana nos enfocamos en dos asuntos importantes para Puerto Rico. Primero, analizamos los recientes fallos judiciales que sostienen que el Congreso no puede discriminar en contra de los residentes de Puerto Rico y Guam en la aplicación del programa de Seguro de Ingreso Suplementario.

En segundo lugar, destacamos algunas de las dificultades inherentes al rastreo de casos y contactos. Estos procesos parecen enga√Īosamente simples a primera vista, pero requieren una inversi√≥n significativa de tiempo, dinero y recursos humanos. Estos problemas se vuelven a√ļn m√°s importantes a medida que las l√≠neas a√©reas aumentan sus vuelos a Puerto Rico, especialmente desde los Estados Unidos, donde m√°s de veinte estados est√°n experimentando un aumento significativo en los casos de COVID-19. Esta entrada de personas puede causar un brote generalizado de COVID-19 en Puerto Rico, con graves consecuencias econ√≥micas y para la salud. De ah√≠ la importancia de implementar un sistema robusto para rastrear casos y contactos en la isla.

‚ÄĒSergio M. Marxuach, editor

An√°lisis de CNE

Impacto del programa de Seguro de Ingreso Suplementario en Puerto Rico

Por Rosanna Torres

En el video a continuación, Rosanna Torres explica el programa SSI y por qué debería incluir a la población elegible en Puerto Rico.

El Seguro de Ingreso Suplementario (conocido por sus siglas en ingl√©s como el SSI) es un programa federal que brinda asistencia monetaria a personas mayores de 65 a√Īos y a personas ciegas o discapacitadas que enfrentan dificultades extremas para cubrir sus gastos b√°sicos de vida. Aunque el programa opera en los 50 estados, el Distrito de Columbia y el Estado Libre Asociado de las Islas Marianas del Norte, el programa no est√° disponible para los residentes de Puerto Rico, Guam o las Islas V√≠rgenes de Estados Unidos. En cambio, estos territorios participan en el programa de Asistencia Monetaria para Personas de Edad Avanzada, con Ceguera o Discapacidades¬†(AABD, por sus siglas en ingl√©s), un programa muy inferior que se reform√≥ en la d√©cada de 1970 para crear el SSI y mejorar la asistencia brindada a esta poblaci√≥n necesitada.

Dos fallos judiciales recientes han determinado que esta exclusión categórica de los residentes de Puerto Rico y Guam es inconstitucional. En nuestro análisis de esta semana, nuestra oficina de Washington D.C. analiza más de cerca el impacto que el programa SSI podría tener para los residentes de Puerto Rico y los posibles beneficios económicos asociados con éste.

La importancia de seguirle el rastro al coronavirus

Por Deepak Lamba Nieves, Ph.D.

El rastreo de casos es una de las herramientas m√°s importantes que se han inventado los profesionales de la salud, pues sirve para romper las cadenas de contagio de numerosas enfermedades. A grandes rasgos, es un proceso que busca identificar, evaluar y apoyar a personas que han estado expuestas a una enfermedad, para evitar que se siga propagando. Ha sido clave en la lucha contra numerosos virus, desde el VIH y el √©bola, hasta el coronavirus de nuestros d√≠as que sigue propag√°ndose a galope en muchas partes del mundo. Lejos de ser un ejercicio sencillo, el rastreo efectivo de casos requiere una combinaci√≥n de recursos‚ÄĒhumanos, financieros y de coordinaci√≥n, entre otros‚ÄĒque var√≠a seg√ļn el lugar y las din√°micas socioecon√≥micas. Esta historia publicada por el New Yorker rese√Īa los esfuerzos del ‚ÄúCommunity Tracing Collaborative‚ÄĚ del estado de Massachusetts y revela detalles clave sobre la complejidad del programa y los retos que enfrentan, aun cuando cuentan con el dinero y las personas capacitadas para la encomienda.

En Puerto Rico, contamos con varios programas municipales de rastreo de casos que se han inspirado en un modelo que cre√≥ el Municipio de Villalba. Aunque muchos de los programas apenas arrancan, en CNE nos interesa estudiar a fondo estos nuevos servicios municipales que pr√°cticamente se arman desde cero y con escasos recursos. Actualmente, estamos preparando un estudio de caso sobre el programa de rastreo de casos de Villalba, en alianza con Ciencia Puerto Rico, y esperamos seguir expandiendo nuestro an√°lisis hacia otros ayuntamientos. M√°s que traerles una buena historia sobre la inventiva municipal, nos interesa identificar pr√°cticas y pol√≠ticas exitosas que sirvan para mejorar nuestra infraestructura de salud p√ļblica. Pendientes.

Por si no lo han visto

Incertidumbre significativa. Esa fue la frase que utilizó Jerome Powell, presidente de la Junta de Gobernadores del Sistema de la Reserva Federal, para describir la recuperación de la economía de Estados Unidos en su testimonio ante el Comité de Banca, Vivienda y Asuntos Urbanos del Senado de Estados Unidos.

Esa incertidumbre surge principalmente de la crisis de salud causada por el virus SARS-CoV-2. La velocidad con que se ha esparcido ese virus, que causa el COVID-19, a trav√©s de todo el mundo ha sido asombrosa, afectando a m√°s de ocho millones de personas en 188 pa√≠ses o territorios, causando la muerte de m√°s de 400,000 seres humanos. Los esfuerzos para mitigar los estragos de la pandemia, a su vez, han causado el colapso m√°s profundo en la actividad econ√≥mica desde 1945. De acuerdo con datos del Banco Mundial, la recesi√≥n actual es la cuarta m√°s aguda desde 1871, superada solo por la ca√≠da en la actividad econ√≥mica durante las dos grandes guerras del siglo 20 y la Gran Depresi√≥n, y sus analistas estiman que casi el 90% de todos los pa√≠ses se encuentran en recesi√≥n, la fracci√≥n m√°s alta en 150 a√Īos.

La primera fase de ReImagina se completó con éxito

La primera fase del proyecto ReImagina Puerto Rico, que comenz√≥ sus esfuerzos de planificaci√≥n en 2017, concluy√≥ con √©xito este mes. En su fase inicial, ReImagina convoc√≥ y particip√≥ en 77 di√°logos con 748 participantes, y desarroll√≥ 97 recomendaciones espec√≠ficas, 6 informes sectoriales y un informe general para reconstruir un Puerto Rico m√°s fuerte, m√°s justo y m√°s pr√≥spero. El Informe ReImagina Puerto Rico se utiliz√≥ como referencia tanto en el Plan de Recuperaci√≥n Econ√≥mica y de Desastres del Gobierno de Puerto Rico (el “Plan de Recuperaci√≥n”) como en el Plan de Acci√≥n de Recuperaci√≥n de Desastres del Departamento de Vivienda de Puerto Rico para los fondos CDBG-DR. M√°s del 66% de las 276 acciones espec√≠ficas que se incluyeron en el Plan de Recuperaci√≥n se basaron en las recomendaciones de ReImagina.

En 2019, ReImagina se convirti√≥ en un programa permanente del Centro para una Nueva Econom√≠a y desde entonces se esforz√≥ por implementar algunas de las recomendaciones incluidas en sus informes. En colaboraci√≥n con organizaciones sin fines de lucro locales e internacionales, ReImagina desarroll√≥ varias herramientas de recuperaci√≥n, como la Gu√≠a para el dise√Īo de centros comunitarios resilientes en comunidades isle√Īas, la Gu√≠a para aumentar la resiliencia de los hogares en contra de los huracanes y un directorio digital de recursos de la industria de la construcci√≥n en Puerto Rico (construccionpr.org). ReImagina ofreci√≥ seminarios sobre manejo de aguas de escorrent√≠as y desarroll√≥ una herramienta que identifica las fuentes de financiamiento disponibles para estos proyectos. ReImagina tambi√©n finaliz√≥ el desarrollo de su base de datos p√ļblica en l√≠nea que mapea proyectos de reconstrucci√≥n y recuperaci√≥n en Puerto Rico, en particular los liderados por ONGs y entidades privadas.

El ambiente dif√≠cil para recaudar fondos que ha existido en Puerto Rico durante los √ļltimos a√Īos, as√≠ como los desaf√≠os de ser un programa independiente que no acepta fondos del gobierno, en √ļltima instancia, limitaron la capacidad de ReImagina para ejecutar completamente la segunda fase del proyecto.

La segunda etapa de ReImagina, que consiste en completar la ejecución del programa, se pondrá en pausa hasta que se identifiquen los fondos para poder emprender el proyecto.

En nuestro radar...

Los sectores dominados por mujeres sufren p√©rdidas de trabajo desproporcionadas durante la pandemia – un reportaje de Sarah Chaney para el Wall Street Journal muestra que “las mujeres trabajadoras representan la mayor√≠a de las personas empleadas en el sector de servicios, incluidos el servicio de alimentos y el cuidado personal, que son m√°s vulnerables a las medidas de distanciamiento y han sufrido la peor parte de las p√©rdidas durante la actual crisis econ√≥mica. Las mujeres casadas, que en recesiones pasadas aceptaron trabajos para compensar la p√©rdida de ingresos cuando su esposo o pareja fue despedida, son menos probable que busquen trabajo porque sus oportunidades de empleo ahora tambi√©n son limitadas … ”

Muertes por desesperaci√≥n y la pandemia –¬†Los profesores de Princeton, Anne Case y Angus Deaton, sostienen que ‚ÄúEstados Unidos se encuentra en medio de dos epidemias, cada una de las cuales ha expuesto profundas desigualdades entre razas y niveles educativos. Entre el aumento de ‚Äėmuertes por desesperaci√≥n‚Äô entre los blancos de la clase trabajadora y las tasas m√°s altas de mortalidad por COVID-19 entre los afroamericanos, continuar√° la asombrosa disminuci√≥n secular en la expectativa de vida de Estados Unidos”.

¬ŅDe qu√© se preocupan los economistas? – Seg√ļn Annie Lowrey, que escribe para The Atlantic, ‚Äúla gente todav√≠a est√° asustada. Los estadounidenses siguen muriendo. Pero la pr√≥xima fase inc√≥moda de la pandemia de coronavirus est√° aqu√≠. Y parece probable que el punto m√°s bajo de la crisis financiera, el punto en el que la econom√≠a deja de colapsar y comienza a crecer nuevamente, ha pasado”. Sin embargo, “al menos cuatro factores principales est√°n asustando a los economistas y pesan sobre la recuperaci√≥n: el precipicio fiscal de los hogares, la gran desaparici√≥n de negocios, los d√©ficits de los presupuestos estatales y locales, y la persistente crisis de salud”.